Share:

Con la globalización y la facilidad de las comunicaciones hemos obtenido muchísimas ventajas. Sin embargo, la tecnología también puede utilizarse para fines poco lícitos como por ejemplo, llevar a cabo fraudes con las tarjetas de crédito.

La buena noticia es que si tienes un poco de cuidado, reducirás muchísimo las probabilidades de caer víctima de uno de estos timos relacionados con las tarjetas de crédito.

OFERTAS INCREÍBLES A CAMBIO DE PAGOS ANTICIPADOS

Este timo es un auténtico clásico. La forma más habitual de encontrarlo es recibir un correo electrónico con una tarjeta de crédito con muy buenas condiciones. Por ejemplo, una que nos devuelva cierto porcentaje de todas nuestras compras sin condiciones, de modo que podamos recuperar cientos de euros a lo largo del año.

La supuesta empresa de tarjetas nos pedirá el pago de una comisión de apertura y algunos datos personales. El resultado es que se quedan la comisión y venden nuestros datos al mejor postor. Por supuesto, tras realizar el pago nunca más sabremos de ellos.

La forma de evitarlo es sencilla, nunca hagas un pago anticipado por algo que tiene unas condiciones demasiado buenas para ser verdad.

PHISHING

Es una práctica similar a la anterior y de hecho el timo de los pagos anticipados se podría incluir en el phishing. Pero el phishing va mucho más allá.

Se trata de cualquier forma mediante la que los timadores se hacen pasar por una empresa fiable como pueden ser Paypal, Amazon o tu banco habitual, para que hagas clic en alguno de los links de su correo electrónico e instalar un malware que robe tus datos de inicio de sesión.

La mejor manera de evitar estos problemas es escribir siempre las URLs en nuestro navegador o guardarlas en los favoritos de modo que nunca hagamos clic en los links de los correos. Por supuesto, un buen antivirus también puede ayudar.

LA VERSIÓN TELEFÓNICA 

Siguen la misma lógica. Te llaman por teléfono, te ofrecen reducir los intereses o tarifas de tu tarjeta de crédito y te piden ciertos datos personales. Si se los das, harán lo posible por rentabilizar esa información.

En la mayoría de los casos, el timador que te llama no usará los datos el mismo, sino que se lo venderá a otros hackers.

La forma de evitarlo es evitar dar datos personales en cualquier llamada que hayamos recibido. Si vas a dar tus datos por teléfono, asegúrate que llamas a un teléfono oficial de la empresa que deseas y llama tú.

SKIMMERS

Seguramente hayas oído hablar de ellos en las noticias hace tiempo. Se trata de dispositivos que se añaden a los cajeros automáticos o máquinas de pago como las que puede haber en las gasolineras. El dispositivo simplemente copia la tarjeta de modo que el estafador pueda hacer compras con ella

Evitar esta estafa es más difícil, porque a veces el dispositivo queda realmente bien disimulado, pero a veces se puede evitar haciendo una inspección visual de la ranura por la que se va a introducir la tarjeta. Si ves algo extraño, simplemente no introduzcas la tarjeta.

Fuente: eldiariocantabria.es

Please follow and like us:
Share: